Sexo por despecho

0
85
Me dejé de tonterías, necesitaba dejar de habitarte…aposté a que te soltaría de una vez por todas, esa noche tendría sexo por despecho, no involucra mis sentimientos, solo dejaría llevarme por los placeres de la carne y acabar a gritos en un motel de la ciudad.
Ya habían pasado 15 días desde la última vez que las chicas y yo nos habíamos reunido, cada una había tenido contratiempos personales y laborales, pero finalmente el jueves llegó y estábamos preparadas para nuestra noche de ladys.
La noche estaba gélida, y el corazón de Daniela estaba estrecho…hacía dos meses que había terminado con Antonio. 
Después de dos años de relación a el se le ocurrió que necesitaba encontrarse, parece que al lado de ella estuvo perdido ¡Sus coordenadas lo llevaron con unos 300 cc de 1.75 de estatura una semana después! ¡Perro mentiroso!
Rodeadas de limón, sal y tequila y amenizadas por los éxitos del despecho, volumen I,II,III…una canción más pavosa que la otra empezamos a beber…
A momentos sonaba Ricardo Arjona…cuando lo escuchaba me daba urticaria musical, ¡Guaggrr! por un momento pensé que la pobre Dani se iba  acortar las venas, o quedaría afónica repitiendo las letras de este tipo…
Después de unas cuantas rondas y unas cuantas canciones Daniela nos contó su aventura…tuvo sexo por despecho…
“Mujeres, por ahí dicen que un clavo saca otro clavo, yo estaba despechada y necesitada, así que estaba lista para lanzarme al ruedo casual…
Un amigo se casaba y los compañeros de trabajo le hicieron una despedida de soltero en un bar de la ciudad, la fiesta era mixta, así que unas amigas me invitaron y yo fui, necesitaba salir…
Entre mi aventurero y yo de vez en cuando había chispazos, pero como el estaba comprometido y yo ennoviada, nada fue más allá de unas miradas pícaras.
Pero la noche era joven…el se despedía de la soltería y yo de mi despecho…bebimos, bailamos, nos acariciamos, nos tocamos y fue así como nos fuimos al Motel.
Yo estaba suavecita, había tanto licor en mi cerebro que me sentía totalmente desinhibida…mientras conducía le tocaba su miembro…estaba erecto…lo miraba y me acariciaba las tetas…seguía tocando su falo más y más fuerte…

Llegamos a la habitación…nos besamos apasionadamente mientras nos despojábamos de la ropa…empezó a chuparme las tetas…que rico lo hacía…mordisqueaba mis pezones…estaba excitada y alborotada…

Pero quería ver su miembro…baje sus pantalones… y allí estaba firme y chorreante…
Me arrodille y lo masturbé…luego lo introduje en mi boca y le hice sexo oral…metía todo su sexo en mi boca…subía y baja con mis labios y mi lengua…mientras se lo mamaba empecé a acariciar sus bolas…
Luego le hice la paja rusa…coloqué su pene en el medio de mis dos razones y empecé a restregarlo en mi…al mismo tiempo lamía la punta de su glande…podía saborear sus aguas…
Mientras masturbaba con mis tetas su pene y toqueteaba el ápice de su verga, mi amante gemía de placer…que grueso lo tenía…
Mi suplente sexual me levantó y me llevó hasta la cama… abrió mis piernas y me lamió con locura…me expuse ferozmente…podía ver desde el espejo del techo como me chupaba…ahhh que rico y porno era…
Gemía rico…le decía que me la chupaba divino…ah…su lengua jugó en mil formas misteriosas…le dije que me lo metiera ya…
Levantó su rostro…se dispuso a la contienda…me  jaló hacia su cuerpo y me penetró…ahhh…que grande…ah…nos dimos duro…si…si…
Me agarró por mis caderas con sus manos y me empujó duro hacia su vientre…yo abría más mis piernas para sentirlo completo….ah…ah…si…dame…dame con todo…quiero acabar rico le decía…

No había sentimientos de por medio…solo había sexo…así era más fácil…quería salir del guebo que me había cogido por dos años y esa era mi despedida…

Luego me puse encima de su cuerpo…lo cabalgué colérica…salte encima de el una y otra vez…ah…ahhh..podía ver su rostro descentrado de placer…
Mientras subía y bajaba sobré el…lo miraba…quería que presenciara mi gozo…ahora yo tenía el control…mientras me lo cogía, mi amante acarició mi clítoris…que divino…penetración y masturbación…
Estábamos tirando con ganas…sin remordimientos…con esa lujuria escondida…luego me volteó y me acostó sobre la cama…

Me coloqué de lado.. levantó mi pierna, con una mano agarró mi pantorrilla y la apuntó mas al norte…quedé expandida y con mi venus al descubierto…doblé mi otra pierna…levanté mi pelvis y su guebo entro nuevamente en mi..ahhh…podía abrazarlo con mis labios del sur..

Ahhh..ah….que rico…si…si…gritaba de placer…gritaba duro…que rico me lo metía…que rico era sentirlo como su pene entraba y salía de mi… esos choques de las pieles…más…más…si…duro…duro…dale…ahhhh…rápido…Ahhhhhh
Mi cuerpo estaba empapado…mi sexo totalmente chorreante…mi amante seguía penetrándome…de repente…sus dedos entraron también en acción…mi clítoris también era estimulado…
Su guebo entraba y salía de mi cueva…sus dedos consentían a mi clítoris en formas implacable…ah…ah…si..aahhhhhhh. exploté y acabe divino!
Mi amante seguía firme…me dio por unos minutos más en esa posición hasta que pude sentir como se venia…gritaba sabroso…apretó mis piernas con fuerza…me penetró más rápido..más…adentro…afuera…ah…ah…. y acabó…ahhhhhhhhh que rico era verlo todo sudado y extasiado….
Ambos sabíamos lo que hacíamos…nos aprovechamos con consentimiento…

Él tuvo su cogida de despedida de la soltería…yo mi cogida por despecho…los dos compartimos un desate de lujuria y pasión… y lo mejor de todo…sin remordimientos…

La historia de Daniela no escapa de unas cuantas…tener un revolcón para matar el despecho no es nada malo siempre y cuando haya un consenso entre los protagonistas.
Total, hay quienes dicen que un clavo saca otra clavo…o en el caso de Dani…un guebo ja, ja, ja,
Los placeres de la carne siempre están presente, si vas a buscar un orgasmo, procura que este acompañado de tu valor como mujer, que estés consiente que una noche de lujuria puede llevarte  a arrepentirte de lo sucedido y sentirte vacía..
En el caso de Daniela, resultó ser la mejor forma para probar otras pieles y su sabor de hembra.
¿Y tú has tenido sexo por despecho? ¿Cómo te sentiste?
Si quieres leer sobre un tema particular, manda tu historia al correo [email protected] No te preocupes que la confidencialidad siempre estará presente.
En Instagram: @Bellaini
En HeyHey: @Bellaini
En Snapchat: Bellaini
En Periscope: @Bellaini

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here